" />

Spain 2015

 

 

En un escenario de vértigo en el cual nos acercamos a los seis millones de parados  más del 25% de la población activa, es obvio que las cosas nunca volverán a ser como fueron.

Los mayores de 50 años que no sean capaces de reciclarse pasaran a formar parte del paro estructural,  el cual  se prevé que se mantendrá permanentemente durante muchos, muchos años en el 20%  de la población activa, serán los excedentes del mercado laboral.

Los jóvenes a diferencia de sus padres, deberán inventarse su puesto de trabajo, crear su propio empleo, producir valor, ser capaces de diferenciarse y venderlo a quien pueda necesitarlo. Olvídense de la comodidad del “obrero” con jornadas de trabajo definidas y salarios definidos, vacaciones definidas y todas las ventajas  del trabajo de por vida….se acabó.

En el mercado laboral del futuro, habrá que crearse su propio puesto de trabajo, vender sus servicios (la capacidad comercial sigue siendo un gran activo diferencial) tributar sus impuestos, la jornada laboral vendrá impuesta por nuestra capacidad de realizar  en tiempo y forma y de que seamos capaces de generar los recursos necesarios para poder mantener nuestro nivel de vida…sea este el que sea.

Ayer había patronos y obreros,  en este escenario futuro  habrá profesionales con marca y profesionales con marca blanca.

Los profesionales con marca serán la elite y la clase dominante, en tanto los profesionales con marca blanca irán a precio y serán mercancía poco diferenciada del resto y obligados a realizar trabajos que los otros no acepten. El prestigio y la recomendación serán monedas de cambio muy cotizadas, se acabó el anonimato, quien no este en Linkedin no existe.

Pero a diferencia de escenarios anteriores en donde había otros factores que podían determinar el éxito, en este nuevo escenario  meritocratico, el rigor, el esfuerzo personal la capacidad comercial, la creatividad  la motivación, la pasión por el trabajo bien hecho es lo que nos diferenciara.

Motivación, conocimientos y experiencia son las tres patas sobre las que sustentar nuestro proyecto de empleo, trabajar las tres mejorándolas día a día, es el mejor camino para poder sobrevivir en el competidísimo mercado labora que será el futuro.

La incertidumbre y la complejidad serán el escenario habitual en el que nos tendremos que desenvolver habitualmente, el cambio constante  e inevitable.

La adaptación a este nuevo modelo en donde  las consecuencias pueden ser muy profundas y duraderas  se esta produciendo un cambio sistémico de sociedad, que  conllevara  fuertes cambios sociales los cuales ya estamos empezando a vivir, en el sur de Europa.

En este escenario los recursos de todo tipo  empiezan a escasear, la gestión, la buena gestión, será un atributo imprescindible para la supervivencia. Como aquel cocinero que es capaz de con escasos y poco variados alimentos confeccionar un gran plato. La gestión de la abundancia  ya paso, y no volverá, en un mundo con 9000 millones de seres humanos (2050), ¿Como lograremos alimentarlos? esta claro que el futuro será de escasez de recursos, es la ahora de la buena gestión, de la gestión de la escasez por no decir de la miseria.

Jose Cuni

Los comentarios están cerrados.

Conocimiento Social

Este blog pretende compartir tendencias 2.0 e información sobre habilidades interpersonales,Personal Branding, cultura de interrelación social y autoconocimiento.